Dinamiza la relación que existe entre la educación y el contexto social para  propiciar la renovación cultural, mediante la promoción y organización de la participación ciudadana asumiendo el compromiso de su propio desarrollo y el de la sociedad.